Las decisiones que tomamos

1 Pedro 1.3 – Nekron
18 noviembre 2017
Conforme al corazón de Dios
21 noviembre 2017

Las decisiones que tomamos

Lectura: Marcos 6:14 – 29

“Y el rey se entristeció mucho; pero a causa del juramento, y de los que estaban con él a la mesa, no quiso desairarla.” v.26

En un programa de televisión se debatía sobre cual debiera ser la postura de los legisladores del Parlamento con respecto a votar proyectos de ley. Unos decían que debieran hacerlo obedeciendo las directivas de su partido y otros que conforme a sus propias conciencias. No llegaron a nada concluyente.

En tiempos de Jesús, gobernaba el rey Herodes. Aunque poderoso, debía subordinarse a los intereses del Imperio Romano. Juan el Bautista anunciaba la venida del Mesías, al tiempo que predicaba principios morales. Denunció la conducta inmoral de Herodes, teniendo por mujer a Herodas, que había sido mujer de su hermano. Accedió a la presión de ella para que encarcelara a Juan. En su cumpleaños la hija de ésta, que era su sobrina, danzó y le agradó sobre manera. El rey le ofrecói un presente a la muchacha, quien instigada por su madre pidió la cabeza del profeta. Herodes se apenó porque sabía que el pueblo estaba con Juan. Lo entristecía ser consciente de la injusticia que iba a cometer, pero debido a que había quedado esclavo de su palabra expresada en la fiesta, otorgó el pedido. Juan fue decapitado.

Quizás no hemos estado en un dilema como el de Herodes, pero sí que circunstancias o personas, quieran presionarnos para que tomemos resoluciones incorrectas. Por eso es tan necesario estar bien plantados en la Palabra de Dios, mientras oramos a nuestro Padre Eterno para que nos confirme Su voluntad. Que sea Dios quien inspire las decisiones y no nuestros intereses personales.

Alicia Ituarte, Uruguay

Sean siempre nuestras medidas conforme al deseo de Dios.
Meditación publicada en el libro devocional de RTM Alimento para el Alma – volumen 15, para conseguir una copia de la edición impresa visítenos en Soriano 1335 (Montevideo, Uruguay) o en su librería cristiana más cercana.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *