Decisiones

Argentina 1985 – Parte 2
17 enero 2023
Confianza en Dios
21 enero 2023

Lectura: Proverbios 3:1-8

“Fíate de Jehová de todo tu corazón, y no te apoyes en tu propia prudencia.” v.5

En mi trabajo como Asesor Financiero de algunas organizaciones de carácter secular y cristiano, se me preguntó: ¿en medio de la pandemia, cuál sería la mejor decisión para poder cumplir con los presupuestos? En este tiempo se cerraron empresas; por el confinamiento general se vieron disminuidos los ingresos y por ende el incumplimiento de sus obligaciones.

Los diferentes gerentes de las empresas seculares optaron por reducir el personal, dejando cesantes a personas que necesitaban su trabajo; se suspendieron los contratos de manera indefinida sin salario, y a otros empleados se les adelantaron las vacaciones. Al evaluar estas medidas, podemos decir que funcionaron para este tipo de empresas, pero en detrimento, en muchos casos, de las personas más necesitadas.

Cuando se analizó la misma situación en la mejor Empresa, la del Señor, entramos en un dilema: si creer en Dios y en Su Palabra, o comenzar a tomar las mismas medidas de las empresas seculares. Con tristeza debo decir que, algunas decisiones adoptadas tuvieron como patrón el segundo punto del dilema, también en detrimento de nuestros mejores colaboradores.

Después del paso del tiempo, nos dimos cuenta que Dios siguió siendo fiel con las finanzas de la Iglesia. Tuvimos que ir a la Presencia del Señor pidiendo perdón por las malas decisiones adoptadas, y que nos mostrara cómo resarcir a aquellos que les causamos dolor.
Permitamos que sea la Palabra de Dios la que nos muestre las herramientas para tomar decisiones conforme a la voluntad de Dios, y no las que los hombres nos ofrecen.

Carlos Julio Cárdenas, Colombia

¿Quién dirige tus decisiones?

Meditación publicada en el libro devocional de RTM Alimento para el Alma – volumen 20, para conseguir una copia de la edición impresa visítenos en Soriano 1335 (Montevideo, Uruguay) o en su librería cristiana más cercana.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *